28/2/2013

Estofado rústico con espaguetis

Una buena manera de aprovechar lo que eventualmente sobre de un asado es hacer un buen estofado con espaguetis, por ejemplo. Para esto hay que cortar cebolla, aproximadamente 1/4 del volumen del asado sobrante, un poco de morrón colorado y zanahorias. Colocar todo sobre un fondito de aceite de oliva en una olla de hierro preferentemente y poner a fuego lento. No es bueno que se dore, la cebolla tiene que ponerse transparente, un poco de sal ayuda. A continuación subir el fuego al máximo y poner el asado cortado en las porciones definitivas. Esperar a que todo tome buena temperatura. Agregar pimienta y bastante vino tinto. Se puede completar con agua hasta que la carne quede cubierta por el líquido. Hay que revolver un poco hasta que el sistema se estabilice. Incorporar laurel y tomillo y dejar a fuego lento un poco mas de una hora retirando las espuma con espumadera cada tanto. La acidez del vino y la temperatura tienen que hacer su trabajo. Cuando el caldo tenga buena textura y la carne se vea tierna, es señal que llegó el momento de poner los espaguetis al agua (con sal) y apagar el fuego del estofado para que repose. No es una receta muy macrobiótica que digamos pero está buena, y ojo que aporta unas cuantas calorías.

Foto tomada a mitad del proceso de cocción

3 comentarios:

Mike dijo...

Se ve muy rico ! Firmalo al final asi sabemos quien postea cada una... (Blogger lo debería hacer automáticamente pero no funciona).

Victor dijo...

Si, me di cuenta que ningún post figura el posteador, en cuanto llege a una compu lo edito.
Salió bueno pero es mas para el invierno.

Gabriela dijo...

ragoutt!!!!! ricor!! para meterle unos penne rigate y ñam!!!!